¿Por qué hay tanta sequía y bochorno en la vertiente Caribe?


Las autoridades del Instituto Metereológico Nacional, IMN,  explicaron que no siempre la sequía meteorológica ocasiona una sequía hidrológica y agrícola.

Según dijeron,  normalmente el clima de la temporada de enero y febrero presenta patrones inversos a uno y otro lado del país; es decir, mientras es seco en el Pacífico, en el Caribe es muy lluvioso.

Sin embargo, añadieron, este año no ha sido así ya que ha estado «mucho menos lluvioso” que lo normal en el Caribe y la Zona Norte

.

Las autoridades citaron como ejemplo que en la ciudad de Limón este enero fue el segundo más seco de un registro que data de 1940, lo que hace ver que atravesamos ante una de las sequías estacionales más fuertes de los registros.

[metaslider id=1073 cssclass=»»]

¿A qué se debe este cambio del clima?

Para los metereologos se debe en parte al singular comportamiento que están manifestando las temperaturas de ambos océanos: Pacífico y Atlántico.

En el Océano Pacífico por el calentamiento anormal asociado a El Niño, mientras en el Atlántico por un enfriamiento que persiste desde el año pasado. En ambos casos el efecto es una reducción de la humedad y de una alteración en los patrones de viento, tanto horizontales como verticales.

Según anunciaron en los próximos días la sensación de calor podría ser aún mayor debido al debilitamiento de los vientos alisios y las presiones atmosféricas en el mar Caribe.

[metaslider id=1070 cssclass=»»]

¿Llegaron las cabañuelas?

El bochorno que ha sentido durante estos días lo justificaron en un fenómeno climático que se llama cabañuelas.

En el folklore costarricense, relativo al clima, las «cabañuelas» son un periodo de varios días en la segunda quincena de febrero en las que el tiempo se pone bochornoso, caliente, el viento es más calmo e incluso hasta puede llover.

Los vientos alisios y los  “nortes”, que son típicos de estas fechas, por el contrario desaparecen por varios días, lo cual facilita el ingreso al país de la brisa húmeda y cálida del Pacífico, que es la que ocasiona los días calientes, húmedos y lluviosos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.